Blog

El color de nuestras encías es un indicativo visible de nuestra salud y no solo a nivel dental. Su color debe ser rosáceo pálido, si su tonalidad cambia de color pasando a ser más rojizo o blanco, es un indicativo de que algo no está yendo como debería.

Las encías son la mucosa fibrosa que recubre la base de nuestros dientes con la finalidad de proteger la raíz y nervios de las agresiones externas, es decir, los microbios.

Aunque tener las encías blancas no tiene por qué ser indicativo de que tengamos un problema grave de salud, debemos acudir a nuestra clínica dental de confianza para que un odontólogo cualificado nos haga el diagnóstico.

¿Tienes las encías blancas? Causas principales

Si el color de tus encías ha cambiado y ahora tienes las encias blancas, presta atención, porque puede que se deba a una de estas causas:

Acumulación de placa Bacteriana. Es una película transparente que recubre nuestros dientes. Está formada por las bacterias y azúcares de nuestra saliva. No es muy difícil de eliminar ya que con el uso correcto del cepillo de dientes y el hilo dental se elimina rápidamente.

Pero, si no la eliminamos a diario da lugar al sarro y este de no ser eliminado puede desembocar en gingivitis, periodontitis o caries, necesitando así un tratamiento de restauración dental.

Así pues, el exceso de la placa bacteriana crea manchas blancas en las encías y alrededor del diente. Pero, ¿cómo podemos subsanar este problema? Muy sencillo:

  • Cepíllate correctamente después de cada comida.
  • Utiliza el hilo dental para eliminar los restos de comida en las partes que el cepillo no llega.
  • Haz uso de los enjuagues bucales para reforzar el tejido gingival. Enjuagues con salvia o malva son los más efectivos y beneficiosos gracias a sus efectos desinfectantes y antiinflamatorios.
  • Cuida tu alimentación y prescinde del tabaco.

Aftas bucales. Son las irritaciones o lesiones de nuestras encías que se manifiestan en forma de manchas o llagas en la mucosa de nuestra boca o lengua. Estas pueden ser debidas a deficiencia de vitaminas, problemas hormonales, estrés o los roces provocados por las prótesis dentales mal colocadas y los brackets.

Anemia ferropénica. Debido a esta dolencia, nuestra sangre tiene una deficiencia de hierro con lo que de manera directa disminuyen los glóbulos rojos y la hemoglobina. Debido a esto, las personas anémicas pueden tener las encías blancas, inflamadas o con sangrado esporádico.

Además de las encías blancas, otros efectos secundarios que pueden ayudarte a identificar la causa del cambio de color es el cansancio, los mareos, la somnolencia, palpitaciones de corazón irregulares, grandes dolores de cabeza, etc. No te quedes con la duda, si presentas estos síntomas anímate a consultarlo con tu dentista de confianza y salir de dudas.

Encías blancas: posibles enfermedades

Candidiasis oral. Se trata de una enfermedad causada por el hongo candida y tiende a presentarse en las personas con un sistema inmune débil. Esta enfermedad se caracteriza por provocar unas manchas blancas en la lengua, encías y paredes internas de nuestra boca.

Otras consecuencias que te pueden indicar la presencia de esta enfermedad son  dolores al tragar, sangrado al tocarse las lesiones o sequedad en l a boca. Muy importante consultar un especialista para que determine tu estado de salud

Leucoplasia. Es una enfermedad benigna que se da en personas que presentan síntomas como las manchas blancas gruesas que suelen originarse en las encías pero también se pueden encontrar en las mejillas o el paladar. Esto es debido básicamente a un gran abuso en el consumo de tabaco o sustancias con alcohol.

Si detectas presencia de manchas gruesas de color blanco debes acudir de inmediato a tu clínica dental para que un dentista especializado puede diagnosticar tu situación. Hay que ir con precaución ya que estos síntomas pueden significar la presencia de un cáncer. En este caso tu dentista determinará las causas y tratamiento a seguir.

Liquen plano oral. Es una enfermedad que afecta a las membranas mucosas en la boca. Entre los varios síntomas que preceden esta enfermedad inflamatoria crónica encontramos las encías inflamadas o con manchas blancas. Además, los afectados suelen sentir grandes dolores en la zona, ardor, muchísima sensibilidad sobretodo respecto a sustancias calientes o picantes.  

Estas son algunas de las enfermedades que pueden ocasionar las encías blancas, pero recuerda que se puede deber simplemente a una acululación de sarro. De todas formas, si creéis que padecéis alguna de estas dolencias, os recomendamos que acudáis a nuestra clínica dental en Barcelona.  

En ella, uno de nuestros expertos os darán el tratamiento especializado en restauración dental y podrán prevenir cualquier tipo de enfermedad o posibles infecciones. Si tus encías no son de color rosa pálido, no lo dudes más y contacta con nuestros dentistas ya para que te ayuden.

 

20 Sep, 2019

¿Cómo curar un herpes labial?

Los herpes labiales, también conocidos como herpes oral, son una de las infecciones de la boca más comunes en las personas. Suelen aparecer tras periodos de fiebre o resfriados a… Leer más