Blog

La erosión dental es el desgaste de los dientes causado no por fricción (roce contra los dientes antagonistas) sino por efecto de ácidos, que disuelven la superficie dentaria.

Los principales signos son el desgaste en zonas que no tienen contacto. Las superficies expuestas quedan de color amarillento, y afectan sobre todo la superficie oclusal (superficie de masticación) de los molares y pared interna de los incisivos. En los molares se producen depresiones en los que pueden quedar restos. Al ser zonas que el paciente no suele ver bien, el único signo que notan es que se les van rompiendo trocitos de diente.

¿QUÉ CONSECUENCIAS TIENE LA EROSIÓN DENTAL?

La erosión hace que se vayan destruyendo diente en zonas centrales, y ello hace que la periferia de las zonas destruidas queden sin apoyo, y se vayan rompiendo. Estas fracturas provocan, en los dientes anteriores, una reducción importante del tamaño de los dientes, empeorando la estética dental. Además, puede llegar a afectar la pulpa dental (el “nervio”) y comprometer el futuro de los dientes. En fases avanzadas los dientes acaban cortados a ras de las encías, incluso en pacientes jóvenes.

¿CUÁLES SON LAS PRINCIPALES CAUSAS DE EROSIÓN DENTAL?

Hay varios grupos de causas. Los más importantes son:

  • Reflujo gastroesofágico. Es común tener reflujo, incluso sin tener síntomas. Por ello con frecuencia es necesario que los pacientes con erosión dental acudan al gastroenterologo a descartar esta posible causa
  • Consumo excesivo de bebidas ácidas. Las bebidas refrescantes carbonatadas así como algunas bebidas isotónicas propias de los deportistas tienen un pH bajo, y literalmente disuelven los dientes. Hay que limitar su consumo si se quiere mantener una buena estética dental.
  • Trastornos que cursan con vómitos frecuentes. La bulimia y otros trastornos que cursen con vómitos frecuentes provocan erosión dentaria.
  • Consumo excesivo de zumos ácidos (limón), o hábito de chupar limones.

¿CUÁL ES EL CURSO TÍPICO DE LA EROSIÓN DENTAL?

En nuestra clínica dental vemos cada vez más pacientes con erosión dental. La erosión dental se produce a todas las edades, pero es especialmente relevante la afectación de personas jóvenes. Nos encontramos pacientes de 20 o 30 años con dientes más cortos de lo habitual, y muchas veces con sensibilidad dental importante. Los dientes por fuera aparentemente están sanos (aparte de estar cortos) pero por la cara palatina (interior) tienen un enorme desgaste. El gran desgaste deja una capa de diente muy fina por fuera, que se va rompiendo poco a poco (de forma imperceptible), provocando el acortamiento del diente. Los dientes se van aplanando y se quedan sin esmalte (elemento muy duro que protege del desgaste) y la velocidad del desgaste se acentúa. En estos pacientes es necesario tratar de eliminar el agente causal, pero es también muy importante recuperar las pérdidas para limitar el desgaste y dar un oclusión (forma de cerrar) más favorable. Es un tratamiento que debe hacerse de un modo altamente conservador (queremos recuperar los dientes, y debemos tratar de hacerlo sin afectar más su aspecto, es decir, sin recortarlos más), lo que requiere de una manipulación muy cuidadosa, y la colaboración de un técnico de laboratorio  (protésico dental) muy fino.  La experiencia en estos tratamientos es esencial. Obviamente es un tratamiento costoso, pero no afrontarlo pone en serio riesgo la estética dental y el futuro de la dentición de estos pacientes.

06 Abr, 2018

¿Afecta la bulimia a los dientes?

La bulimia es un trastorno alimenticio que se caracteriza por el consumo compulsivo de alimentos, seguido de vómitos provocados para eliminar los alimentos del cuerpo y así poder evitar la… Leer más
17 Abr, 2015

La avulsión: cómo actuar

En Dentes, clínica dental de Barcelona, queremos poner a tu disposición información de primera mano y de calidad sobre salud dental, y es por ello que hoy queremos hablarte de… Leer más