Blog

En Dentes apostamos por la ortodoncia en adultos ya que sabemos que una persona con una sonrisa bonita despierta buenas sensaciones y aporta confianza. Una sonrisa blanca y alineada es una carta de presentación que en muchos casos abre puertas, porque a veces la primera impresión tiene mucho que ver en nuestra toma de decisiones o en la percepción que podemos tener de esa persona.

Por ello cada vez es mayor el número de personas, no tan jóvenes, que demandan ortodoncia. Porque la ortodoncia al final no solo consigue resultados a nivel bucal, sino también en la imagen general.

Si dejamos de lado el tema estético y vamos más allá podemos decir que la ortodoncia es la base de una buena mordida, de que los dientes encajen mejor y que tengan un mayor pronóstico de vida, pues además unos dientes bien colocados facilitan la higiene.

A medida que pasan los años los dientes tienden a apiñarse. Este apiñamiento además de ser poco estético puede llevarnos a enfermedades de las encías y del hueso que los aguanta e incluso a problemas con la articulación de la mandíbula (ATM) que al no encajar correctamente puede empezarnos a doler.

Pero cuando hablamos de ortodoncia lo relacionamos directamente con hierros vistosos, dolor y tratamientos interminables que no estamos dispuestos a soportar en nuestra boca.

 

Tipos de Ortodoncia

Por ello en estos casos nosotros recomendamos la ortodoncia invisible, que puede realizarse tanto con la ortodoncia de brackets linguales, es decir, por detrás de los dientes, o con el tratamiento Invisalign.

La ortodoncia Invisalign, es un tratamiento que tiene todas las ventajas de la ortodoncia convencional y que además es más estético. Se trata de realizar unos modelos de la boca del paciente, que luego se mandarán a un laboratorio en Sillicon Valley, California, y ahí de manera informatizada y en constante contacto con nuestros profesionales, se diseñará la sonrisa final realizándose unas fundas transparentes para cada dos semanas de tratamiento hasta alcanzar el objetivo final.

Estas fundas de este tipo de ortodoncia, aunque están diseñadas para llevarlas el máximo de horas posibles, se pueden quitar y poner cuando el paciente lo desee, de manera que si se tiene alguna ocasión especial se pueden quitar sin problema.

De todas formas antes de realizar cualquier tratamiento de ortodoncia es necesario realizar un estudio completo de la boca y la cara del paciente a partir de radiografías específicas, fotografías y modelos de estudio para que los resultados sean lo más satisfactorios, duraderos y el tratamiento de ortodoncia escogido sea el más apropiado para cada caso.

Si necesitas un tratamiento de ortodoncia no lo dudes y acude a Dentes, una sonrisa perfecta es posible.

23 Dic, 2016

¿En qué consiste el curetaje?

  En este post, como especialistas en odontología, os hablamos sobre el curetaje. Así pues, se trata de una técnica efectiva y se realizada muy a menudo a nuestros pacientes.… Leer más